luces en la conducción

Diferentes usos de las luces en la conducción de nuestro vehículo

Las luces del coche no solamente sirven para ver de noche o para avisar al resto de vehículos que circulan por la vía al lugar al que vamos a movernos. De hecho cada circunstancia se corresponde con un tipo de alumbrado. Es el conductor el que debe saber interpretar las condiciones, adecuar la velocidad y elegir las luces en la conducción más adecuadas en función del momento. Lo cual es decisivo cuando nos encontramos en situaciones de emergencia, inmovilizaciones en vías iluminadas, carreteras reviradas o dentro de un túnel.

Por esta razón, es muy importante que siempre revises los componentes de la iluminación de tu coche antes de salir de viaje y compruebes el reglaje de los faros, especialmente si el coche va cargado. Afortunadamente, al igual que podemos encontrar neumáticos a buen precio en Internet, también podemos encontrar las piezas de alumbrado que necesitemos en cada momento. Sin tener que acudir al taller.

Es cierto que todos hemos estudiado el alumbrado en la teoría del carnet de conducir, pero la falta de práctica puede hacer que nos surjan ciertas dudas sobre el uso de algunas luces y en determinadas circunstancias. Por eso, es importante recordarlos, ya que circular sin el alumbrado reglamentario puede costarnos una multa de 200 euros y la retirada de tres puntos del carnet.

Luces de carretera (largas)

Se utilizan solamente durante la noche, cuando la vía no está suficientemente iluminada. Si vas a más de 40 km/h y no eres capaz de leer una matrícula a 10 metros o ver un vehículo oscuro a 50 metros. En caso contrario, no deben encenderse, ya que puedes deslumbrar a los peatones o a otros vehículos, tanto de frente como por el retrovisor. Por supuesto, nunca deben usarse en la ciudad y en autovías y autopistas deben cambiarse por las luces de cruce siempre que venga otro coche de frente, incluso aunque la carretera sea de un único sentido y exista una mediana de por medio.

Luces de cruce (cortas)

Este tipo de luces deben utilizarse en todas las vías, incluso de día, pero sobre todo cuando hay niebla, mucha lluvia, nieve o nubes de polvo o humo. Por supuesto, en los túneles, carriles reversibles, adicionales y habilitados para circular en sentido contrario. Aunque la ley no obliga a circular con las luces de cruce durante el día, sí es recomendable, ya que de esta forma el resto de vehículos nos distinguen mejor. Además, debes saber que las luces diurnas que incluyen algunos vehículos no reemplazan a las de corto alcance.

Marcha atrás

Son dos luces que se encienden de forma automática cuando engranamos la marcha. Su misión es avisar a los otros vehículos y a los peatones de que el coche está circulando marcha atrás. Además, sirve para iluminar la parte de atrás del coche, lo que facilita las maniobras de noche o al aparcar en parkings subterráneos.

Antiniebla delantera

Se utilizan cuando las luces de cruce o de carretera son insuficientes debido a las condiciones climáticas adversas. Se trata de una luz baja, potente y ancha que ayuda a seguir las líneas del borde de la carretera. No obstante, no deben encenderse en cuanto empieza a llover, ya que pueden resultar molestas.

Antiniebla trasera

Son unas luces rojas más intensas que las de posición que se encuentran situadas detrás del vehículo. Su objetivo es evitar alcances. Son obligatorias para todos los vehículos que circulan por la carretera, a excepción de las motocicletas. De esta forma, se avisa de la presencia de nuestro vehículo cuando hay lluvia, nevada intensa o niebla espesa. Solamente pueden encenderse cuando las condiciones sean realmente adversas. De lo contrario, podemos molestar o deslumbrar al resto de conductores que circulan detrás de nosotros.

Posición

Van siempre acompañando a las luces cortas, largas y antiniebla e indican la posición y la anchura del vehículo. Además, deben utilizarse cuando aparcamos en la carretera o en el arcén para hacernos visibles. No obstante, no debe circularse solamente con ellas, pues no iluminan lo suficiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *